Las 22 cosas que quieren las mujeres

¿Qué quieren las mujeres?

22 cosas que los hombres deben de saber sobre lo que quieren las mujeres, que con un poco de intuición, entran dentro de la lógica.

Muchas veces los hombres se piensan que las mujeres somos mucho más complicadas que ellos pero, ¿qué hay de verdad en eso? Tal vez nosotras, por norma general, seamos más expresivas y emocionales que los hombres, pero lo cierto es que es muy fácil hacer feliz a una mujer, de saber que quieren las mujeres.

Para aquellos que muchas veces se hayan preguntado qué es lo que quieren las mujeres realmente, aquí va una lista de 22 cosas que, con un poco de intuición, entran dentro de la lógica. ¡A tomar apuntes sobre que quieren las mujeres!

Nuestros novios se convierten siempre en nuestros mejores amigos, confidentes y, por supuesto, amantes. Pero hay veces que podrían esforzarse un poco más y saber que quieren las mujeres. De acuerdo que una relación hay que cuidarla entre dos y todos los puntos siguientes nos los podemos aplicar a nosotras también, pero vamos a asumir que ya lo hacemos (y si no, ¡toma nota!) y a enumerar las 22 cosas que los hombres deben saber de nosotras y de nuestros gustos y preferencias en una relación. ¡Compártelo para que todo el mundo se entere que quieren las mujeres!

Las 22 cosas que quieren las mujeres
Las 22 cosas que quieren las mujeres
  1. ¿Que quieren las mujeres? Nos gusta que se esfuercen

Nos gusta que se esfuercen por complacernos igual que a nosotras nos gusta hacerlo con ellos. Llámanos para ver qué tal ha ido el día, escribe un mensaje bonito o planea algo especial para el aniversario. ¡Que no salga todo de una de las partes de la relación!

  1. ¿Que quieren las mujeres? Nos gustan los detalles

En la misma línea que lo anterior está este punto. Nadie pide joyas ni hoteles de cinco estrellas. Pero una cena romántica, un poco de chocolate o unas flores son una forma perfecta (y asequible) de que nos sintamos bien, y de mantener vivo el amor.

  1. ¿Que quieren las mujeres? Nos gusta la sinceridad

Aunque duela, pero que los hombres sean sinceros siempre, porque cuando no es así lo intuimos y no hay nada peor que esa incertidumbre.

  1. ¿Que quieren las mujeres? Nos gusta la confianza, no la arrogancia

No hay nada menos sexy que el típico creído que piensa que con chasquear un dedo ya vamos a caer rendidas a sus pies. ¿Con qué mujer funciona algo así? Eso sí, nos encantan los hombres seguros de sí mismos.

  1. ¿Que quieren las mujeres? Nos gusta la madurez

Queremos una persona a nuestro lado que sepamos que va a estar a la altura de cualquier circunstancia. Si tenemos un problema laboral, una boda a la que tenemos que asistir por compromiso o un familiar enfermo, nos encanta que nos muestren su apoyo de forma madura y estén a nuestro lado.

  1. ¿Que quieren las mujeres? Nos gustan los caballeros

Nos gusta que los hombres sean caballerosos. Esto no significa que tengan que pagar cualquier cena, pero el hecho de acompañarnos hasta la puerta de casa, que nos dejen elegir donde sentarnos en el cine o en el restaurante o, por qué no, que se ofrezcan a pagar (aunque nosotras nos neguemos) nos encanta.

¿Que quieren las mujeres?
¿Que quieren las mujeres?

  1. ¿Que quieren las mujeres? Nos gusta ser su prioridad

Necesitamos sentir que somos más importantes que la Play Station o que un plan de fiesta con sus amigos. Eso no significa que no pueda jugar o divertirse con ellos, pero hay tiempo para todo y queremos sentirnos una prioridad en su vida.

  1. ¿Que quieren las mujeres? Nos gusta que se den cuenta de todo

Si nos ponemos guapas para ellos, queremos que se den cuenta. Es así de simple. Nos gusta que se fijen en ese nuevo vestido, peinado o perfume… ¡Y si va acompañado de un piropo, mejor!

  1. Nos gusta que no vayan al grano

Cuando se trata del sexo, nos gustan los preliminares. Eso no significa que no haya encuentros sexuales más cortos y otros más largos, pero en la medida de lo posible nos gusta que se entretengan en alguna de las muchas zonas erógenas de nuestro cuerpo antes de empezar la penetración.

  1. Nos gusta que nos comprendan en la cama

Habrá veces que no nos apetezca practicar sexo. Eso les pasa a ellos también y, sobre todo, es algo que no tiene por qué ver con la otra persona. La clave aquí es que nosotras tengamos la confianza de hablar con ellos y decirles por qué no nos apetece y que ellos, por su parte, sean comprensivos y lo entiendan.

  1. Nos gusta nuestro espacio

Un poco de espacio de vez en cuando es necesario para ambas partes de la pareja. Días en los que él quede con sus amigos y tú con los tuyos por separado, no solo es bueno para ti y tus amistades sino también para tu relación. Estar juntos a todas horas te puede crear una sensación de dependencia a él nada positiva.

  1. Nos gusta que sean colaborativos

Hombres y mujeres somos iguales. Si nosotras podemos fregar, ellos también. Si nosotras podemos poner la lavadora, ellos también. Y así con un largo etcétera. ¡Fuera machismos y a repartir las tareas del hogar!

  1. Nos gusta que pidan perdón

¡Basta ya de ser orgullosos! Una persona que sabe pedir perdón cuando se equivoca, gana muchos puntos con nosotras.

  1. Nos gusta el humor inteligente

Normalmente, el humor escatológico, los chistes con alto contenido erótico o las bromas pesadas, no es la forma en la que nos gusta divertirnos. Preferimos el humor inteligente, irónico, fácil (también valen chistes malos), absurdo e incluso más canalla, ¡pero sin sobrepasar límites!

  1. Nos gusta la higiene

¿Y a quién no? Aliento fresco, duchas diarias, desodorante, perfume… ¡Que no se le escape ni una!

  1. Nos gusta que tengan personalidad

Nos gustan los hombres que tienen personalidad propia, sus propias ideas y su propia forma de ser. Incluso los hombres con carácter que se rebelan contra las cosas que no nos gustan y que son capaces de argumentar sus enfados con motivos de peso.

que quieren las mujeres

  1. Nos gusta que tengan memoria

El año tiene 365 días. Y solo hay un par de fechas importantes que recordar: aniversario y cumpleaños. Qué le vamos a hacer… ¡Nos gusta que sean los primeros en felicitarnos!

  1. Nos gusta que nos respeten

Una relación sin respeto mutuo no tiene ningún tipo de futuro. Si no respeta tus opiniones, si te culpa de sus problemas, si te levanta la voz, te habla mal o te insulta, déjalo cuanto antes.

  1. Nos gustan las sorpresas

Si se acercan las Navidades, el aniversario o un cumpleaños, nos encanta que preparen alguna sorpresa: cena y vino, escapada romántica, spa para dos… ¡O todo junto!

  1. Nos gusta la creatividad

Pinterest será su tabla de salvación. Puede tomar ideas de regalos creativos cuando se acerque nuestro cumpleaños para que no terminen comprando el perfume de siempre o alguna prenda al azar en una tienda de ropa. Y es que las mujeres preferimos los pequeños -pero cuidados- detalles antes que cualquier regalo aleatorio que le haya costado mucho dinero.

  1. Nos gusta que nos cocinen

Nada nos gusta más que ver a un hombre en la cocina.

  1. Nos gusta que nos necesiten

Nos gusta que nos digan que nos echan de menos a los cinco minutos de haber terminado la cita o sentir que son plenamente felices cada vez que nos ven y están a nuestro lado. Y es que cuando uno está enamorado, no hay nada como sentir que los dos os compenetráis a la perfección y no queréis pasar ni un segundo sin el otro. ¡Eso es amor!

Y tú, ¿qué opinas? Puedes hacer tu comentario mas abajo

Te puede interesar:

Cómo seducir y atraer a una mujer

¿Qué atrae a las mujeres de los hombres?

Cómo ser un hombre atractivo y atraer a las mujeres

8 errores al seducir a una mujer que son fatales

8 errores fatales para seducir a una mujer

En las siguientes líneas, descubrirás 8 errores que pueden ser fatales cuando estás tratando de seducir a la chica que te gusta.

Hay cosas que se deben hacer y otras que no. Veamos los 8 errores al seducir a una mujer que debes evitar.

Mostrarte inseguro

En la seducción, si estás siempre pidiendo disculpas, parecerás inseguro. Cuanto más te disculpes, más parecerás tener miedo de perder a la chica hermosa que te intentas ligar. Si tienes miedo de que se vaya, m de no atraerla, etc., no conseguirás nada. Las chicas quieren que los hombres tengan un mínimo de seguridad en ellos mismos, no están aquí para aguantar a miedosos e inseguros.

Ser demasiado agradable

Si no eres demasiado agradable atraerás a las mujeres. Ser amable en exceso crea el efecto contrario al deseado. Si eres demasiado agradable, no representas un desafío.

Recuerda, la chica que intentas seducir debe sentir un mínimo de reto: si se dan cuenta a partir de los primeros minutos de charla, no tienes nada que hacer.

Esto no quiere decir que debas ser malo, o que nunca seas agradable, pero hay unos límites. Debes saber cómo equilibrarlo: mostrarte agradable cuando ella se lo merezca y en contraste menos agradable cuando ella se porte mal.

No demuestres demasiado interés

En la seducción, si muestras demasiado interés, y sobre todo si lo muestras demasiado pronto, el interés que tu chica tenga en ti caerá en proporción a tu exceso de interés. Recuerda esta frase que resume bellamente esta idea: «sígueme si me voy, huye de mi si te sigo».

En la seducción, es exactamente lo mismo. Si muestras demasiado interés, la chica te verá como alguien demasiado fácil y de pronto no vas a ser nada divertido para ella. No insistas demasiado, no vayas demasiado hacia ella, etc. ¿Para qué jugar a un juego en el que la conclusión es inevitable? Es menos emocionante…

El único requisito por el que puedas mostrar interés desde el principio es para no manifestar demasiado desinterés. Al hacerlo, ella se encontrará un poco perdida y no sabrá exactamente si te atrae o no.

8 errores al seducir a una mujer que son fatales
8 errores al seducir a una mujer que son fatales

Gestos nerviosos

Sea casual y actúa de forma cómoda. No hagas movimientos bruscos, haz movimientos relajados y fluidos. No gires la cabeza de repente cuando te llame, no muestres gestos de nerviosismo, etc. Adopta un lenguaje corporal confiado y seguro.

No la pongas en un pedestal

Las chicas hermosas están cansadas de intentar ser seducidas día largo por chicos que les toman por diosas. Ellas quieren hombres que las consideren como personas normales y que se interesen en su personalidad en lugar de centrarse en su físico.

Tomártela demasiado en serio

Si te la tomas demasiado en serio, todo se va a la mierda… Y eso es bastante normal. Ella quiere divertirse, hacer lo que quiere, quiere estar alegre. Tienes que saber empujarla hasta sus límites, saber reírte de ella y con ella sin ser demasiado desagradable. Al mostrarle que tienes sentido del humor, se abre una pequeña válvula, tienes que saber reír cuando sea necesario.

Estar demasiado disponible

No estés demasiado disponible para una chica que apenas conoces. Y si lo haces, no se lo hagas saber, de lo contrario, perderá el interés en ti. ¿Por qué? Simplemente porque si estás demasiado disponible, significa que tienes un alto nivel de interés en ella, lo que tiene mucho sentido.

Hacer de las mujeres tu única motivación

Ten pasiones, proyectos, etc. Esto te permite tener menos presión cuando estás seduciendo, ya que tienes cosas más importantes en tu vida que la seducción.

Te puede interesar:

Cómo seducir y atraer a una mujer

¿Qué atrae a las mujeres de los hombres?

Cómo ser un hombre atractivo y atraer a las mujeres

5 peligrosos errores en seducción que te hacen aparecer como un tonto (y cómo evitarlos)

5 peligrosos errores en seducción que te hacen aparecer como un tonto (y cómo evitarlos)

Aquí verás los 5 grandes errores en seducción más comunes que los hombres hacen y siguen haciendo cada vez que están frente a una mujer hermosa.

Por ejemplo, uno de los errores en seducción: ¿qué se puede decir de un hombre que dice «Te amo» en la primera cita?

Las mujeres son tu única motivación

Es uno de los errores en seducción más grande que un hombre puede hacer. Conozco hombres que llegan tan lejos como para considerar a las mujeres su primera y única razón para vivir.

¿Sabes lo que quiero decir? Sé que algunos chicos lo hacen todo para las mujeres. Al igual que el que compra ropa nueva sólo para mostrarse y lucirse bien frente a otra chica. Otros hombres desperdician dinero descuidadamente para conocer mujeres, como los que se apuntan a diferentes clubes (yoga, musculación, equitación…), cuando realmente no les importa nada este tipo de actividades y aficiones… Pero están ahí, tomándoselo con calma y orgullosos de sí mismos… «lo hago para conocer a mujeres hermosas «, responden con valentía.

Por no citar de los que hablan de otra cosa que las mujeres, cuando no saben nada sobre el tema. Durante todo el día te estarán molestando con ese tema y con sus historias inventadas Así que…

Primero, piensa en tu carrera profesional y disfruta cada vez que tienes la oportunidad de pasar el tiempo sin estar rodeado de mujeres. Si un amigo te invita a una noche de fiesta, nunca te niegues con la excusa de que no tiene una mujer para salir con ella, simplemente ve allí y disfruta… ¡Las mujeres vendrán después!

5 peligrosos errores en seducción que te hacen aparecer como un tonto (y cómo evitarlos)
5 peligrosos errores en seducción que te hacen aparecer como un tonto (y cómo evitarlos)

Eres demasiado agradable

Cuando eres demasiado amable con las mujeres, eres… ¡un dolor de muelas!

Recientemente conocí a un buen chico que era un realmente un dolor de muelas por la forma en que se comportaba, mientras que estaba tratando de seducir a una mujer. Cuando estábamos a punto de entrar en una cafetería, corría como un loco para abrirle la puerta a ella, y actuaba como un niño hiperactivo de 3 años de edad acomodando la silla para ella, y por supuesto, que pagaba para todas las consumiciones (incluyendo la mía, sólo para impresionarla)

Ser bueno con tus mejores amigos es algo grande y extraordinario… Por desgracia, cuando se trata de seducción, esa no es la forma en que funciona, los chicos buenos y dóciles no atraen a las mujeres, las hacen huir.

Estás demasiado disponible para las mujeres

Las mujeres no son tu prioridad. Si planeas un fin de semana con tus amigos, y curiosamente, Sarah, la chica con la que ahora estás coqueteando, te llama y se ofrece a verte, ¡no actúes cancelando tus planes! Decepcionar a tus amigos no es lo que hay que hacer, no es leal a ellos y es frustrante. Sé que algunas personas valientemente pueden admitir que:

¿Sabes qué Sarah, puedo defraudar a mis amigos y correr hacia ti?

¿Crees que vas a seducirla mostrándole que eres un bicho raro que no respeta a sus amigos? ¿Tú?

Ocurrirá lo contrario, ya que la atraerás sólo mostrándole claramente que eres alguien responsable que respeta la amistad:

‘Lo siento Sarah, este fin de semana está reservado para mis amigos, gracias por llamar, nos tomaremos un café alguna vez esta semana, yo te llamo»

Créeme… Este tipo de actitud te hará un hombre interesante y seductor, un hombre con una rica vida social que conoce muy bien la dinámica de la interacción social.

Deja de hacer regalos

Pagar la cuenta del restaurante, darle las flores, comprarle chocolate, escribir poemas y postales, son ingredientes para una receta de «anti- seducción».

Si apenas conozco a una mujer y constantemente le doy regalos para hacerla feliz, le envío este mensaje:

«Yo no soy capaz de seducir a través de mi personalidad real, y por eso estoy tratando de comprar tu amor con mi dinero y con regalos»

Sé que te puedes sorprender, porque todos hemos hecho esto (y todavía lo hacemos), y es que… no somos seductores. Las mujeres inteligentes pueden aceptar todas tus ofertas para fechas señaladas y todos tus regalos, mientras que te da la impresión de que le gustas, pero nunca se va a acostar contigo… Entonces, ¿quién se verá como idiota ?

5 peligrosos errores en seducción que te hacen aparecer como un tonto (y cómo evitarlos)
5 peligrosos errores en seducción que te hacen aparecer como un tonto (y cómo evitarlos)

No muestres demasiado interés demasiado pronto

Aquí debo admitir que me parece que este tipo de actitud es estúpida… ¿Cómo puedes decirle a una mujer que la amas si ella sólo te ha conocido dos veces?

Dime… ¿cómo? ¿Cómo es eso posible?

Seamos serios… Decirle de pronto a una mujer que la amas sugiere que eres un hombre desesperado, que has estado solo desde la Segunda Guerra Mundial. Una vez más, no estás seduciendo. Eres el hombre número 50 que ella conoció y también el hombre número 50 que le dijo lo mismo. Las mujeres no son tontas, cuando le muestras que estás interesado desde el principio… se acabó, el juego de la seducción entre ambos llega a su fin. No hay más misterio, ella ganó el juego, sabe que lo que buscas es a ella, no es nada emocionante, nada interesante… Ella nuca devolverá tus llamadas.

¿Qué se puede decir a un hombre que dice «Te amo» en la primera cita?

Te puede interesar:

Cómo seducir y atraer a una mujer

¿Qué atrae a las mujeres de los hombres?

Cómo ser un hombre atractivo y atraer a las mujeres

¿Qué atrae a las mujeres de los hombres? 10 pistas

¿Qué atrae a las mujeres de los hombres?

Saber qué atrae a las mujeres de los hombres es una gran ventaja.

Imagina lo que saber que atrae a las mujeres de los hombres puede hacer a tu vida sexual

Conocer qué atrae a las mujeres de los hombres es una gran ventaja. Imagina lo que saber que atrae a las mujeres de los hombres puede hacer a tus citas y a tu vida sexual. Asegúrate de leer cada palabra.

Como probablemente sabes, las mujeres se sienten atraídas por cosas diferentes. Tienen un gusto o tipo diferente en los hombres. Pero, ¿qué es lo que atrae a las mujeres de los hombres que ni ellas mismas controlen? No pueden evitarlo, pero se sienten atraídas y su libertad de elección desaparece. Se dice que la atracción ocurre en un nivel primario. La evolución y el medio ambiente dictan lo que quieren la mayoría de las mujeres.

La mayoría de las mujeres se sienten atraídas por la personalidad más de que lo que parece. Observando sus rasgos y comportamientos, obtendrás una lista de lo que atrae a las mujeres de los hombres.

¿Qué atrae a las mujeres de los hombres? 10 pistas
¿Qué atrae a las mujeres de los hombres? 10 pistas

El primero de la lista de lo que atrae a las mujeres es siempre… Confianza

Es un hecho que la confianza es una de las cualidades más atractivas que cualquier hombre podría tener. Tiene un efecto magnetizante no sólo en las mujeres sino en todo el mundo. Entonces, ¿cómo demuestras confianza?

A través de tus acciones, más específicamente, de tu lenguaje corporal. La confianza se puede detectar fácilmente por el radar de una mujer a través de tu postura, la manera que caminas y el contacto visual. Las mujeres son bastante precisas en la lectura del lenguaje corporal. Y valoran el lenguaje corporal positivo y confiado más alto que una buena apariencia. ¿Cómo tener confianza? La fórmula siempre ha sido simple: práctica.

El siguiente en la lista es… Sentido del humor

¿Eres divertido? ¿Puedes hacer reír a las mujeres? ¿O puedes hacer reír a alguien? No tienes que ser un comediante para ser gracioso. Es más bien ser divertido y prestar atención a lo que hace reír a la gente.

Cuando puedas hacerla reír, estará más cómoda y tranquila. Sentirá que puede hablar abiertamente contigo de cualquier cosa. También mostrarás que tienes una actitud positiva y personalidad hacia la vida. Una gran actitud siempre es atractiva. Y deja una buena impresión y hace querer estar más tiempo cerca de ti. Y según una encuesta, es el arma principal usada por muchos para atraer a mujeres.

Ser alguien sociable atrae a las mujeres

Tú tienes amigos. Te gusta conocer gente nueva. Interactúas y puedes conectar fácilmente con otros. Si tienes buenas habilidades sociales te dará muchos puntos. Y si eres el líder del grupo, serás percibido con un alto estatus social y muchas mujeres lo percibirán. Vamos a estudiarlo un poco más.

¿Qué atrae a las mujeres de los hombres? 10 pistas
¿Qué atrae a las mujeres de los hombres? 10 pistas

Estatus social

Las mujeres se sienten atraídas por la gente famosa debido a su alto status social percibido. Por eso las mujeres encuentran atractivos a los hombres populares.

Líderes

Las mujeres se sienten atraídas personas que lideran y que tienen una posición de poder. Se percibe como que tienen un alto valor social. Si puedes convertirte en el tipo de hombre que otros hombres respetan, debes esperar que las mujeres vengan hacia ti.

Riqueza y éxito

Si eres rico y exitoso, serás un buen reclamo. Tan simple como eso.

Apariencia y salud

No es tan importante para las mujeres como para los hombres. Recuerda que las primeras impresiones son duraderas. Las mujeres quieren un hombre bien arreglado y vestido. Debes vestirte bien y oler agradable.

Usar buenos zapatos y tener un buen estilo personal. Te hará lucir exitoso. Si estás en buena forma se refleja la fuerza física y puedes hacer que se sientan seguras. Las mujeres prefieren los hombres que puedan protegerlas. Esto se relaciona con su instinto de supervivencia.

¿Qué atrae a las mujeres de los hombres? 10 pistas
¿Qué atrae a las mujeres de los hombres? 10 pistas

Inteligencia

A las mujeres les gustan los hombres que toman decisiones inteligentes en la vida. Les muestra que puedes tener éxito.

Sinceridad

Esto es importante en la construcción de relaciones a largo plazo. Ser quien eres realmente es mostrar que te sientes cómodo siendo tú mismo. Es hacer lo que quieres hacer con tu vida.

Ser tú mismo, quién eres realmente. Esto me lleva a… Pasión

Sigues lo que quieres. Tienes un propósito. Tienes algo importante para ti y representa algo en tu vida. Tienes ambición. Tienes una dirección en la vida y sabes lo que realmente quieres. Tienes algo que lograr. Tener una vida significativa, hacer algo interesante e ir a lugares interesantes. Los hombres que son felices con su vida y gozan de cada momento tienden a atraer a las mujeres.

Macho Alfa

Si hay un modelo de alguien que tiene carisma, confianza, liderazgo, habilidades sociales, determinación, influencia y otras cualidades masculinas que muchas mujeres encuentran atractivas, ese sería el macho alfa. Las mujeres se sienten atraídas por los hombres que son dominantes y tienen un alto valor.

Y algo más…

Otros rasgos que atraen al sexo opuesto incluyen ser un buen oyente, ser bueno con los animales y ser independiente. También hay algo sobre un hombre que tiene opciones y que no está disponible. Demuestra que puede marcharse en cualquier momento. Y las mujeres competirán por tu atención.

Otra cosa puede hacerte atractivo a los ojos de las mujeres es cuando otras mujeres quieren estar contigo. Ya que has sido elegido por otras mujeres, cualquier otra confía en esa elección. Debe haber algo que tú tienes. Para atraer naturalmente atraer a las mujeres, ellas se centran en tus rasgos y cualidades, ya que más del 80% de las mujeres evalúan tus rasgos de comportamiento para ser utilizados para determinar tu valor.

Es lo que usan para decidir si eres un ganador, una posible pareja o un perdedor. Si tienes una buena personalidad, sentido del humor y confianza, es probable que estén atraídas por ti. Y si te apasiona algo, sería casi imposible que las mujeres no te encuentren atractivo.

Puedes dejar más abajo tus comentarios.

Te puede interesar:

Cómo seducir y atraer a una mujer

Cómo ser un hombre atractivo y atraer a las mujeres

Lenguaje corporal masculino y seducción

Eres demasiado amable con las mujeres y por estas 8 razones no ligas

Eres demasiado amable con las mujeres y por eso no ligas

Hay gran diferencia entre ser amable y ser demasiado amable con las mujeres. Un chico demasiado amable no es atractivo para las mujeres ¿Eres muy amable?

Desde que eras pequeño, tu madre te repitió que tenías que ser un buen tipo. Sobre todo con las niñas. Te explicó que para seducir, había que ser amable, escribir poemas y ofrecer flores y chocolate. En definitiva, ser demasiado amable con las mujeres. Años después, has seguido todos sus consejos, pero sigues estando desesperadamente solo. Y en el fondo, realmente no entiendes por qué, porque eres más atento con las mujeres que la mayoría de los chicos que se acuestan con ellas. ¿Tal vez mamá estaba equivocada? ¿Y si eres demasiado amable con las mujeres?

Ten la seguridad de que ser amable sigue siendo una buena idea. Y te recomiendo que nunca te conviertas en un desagradable para seducir y llevarte mujeres a la cama. Sin embargo, hay una diferencia entre ser amable y ser demasiado amable con las mujeres.

Para comprender esta diferencia, ¡sigue leyendo!

¿Demasiado bonito para ser feliz?

Para empezar y disipar malentendidos: la bondad es una cualidad maravillosa.

Incluso las mujeres la están buscando. El chico malo, que las seduce, nunca las mantiene por mucho tiempo.

Donde la amabilidad comienza a ser un problema es cuando se convierte en demasiado amable con las mujeres. En ese momento, eres un buen tipo, y te conviertes en un buen tipo. Y los chicos buenos no son atractivos.

Si deseas saber por qué los chicos buenos no atraen a las niñas, te invito a leer este artículo.

Pero volvamos a lo que estamos. ¿No se dice: «demasiado amable para ser honesto»?

Cuando eres demasiado amable con las mujeres, no eres auténtico. Porque en realidad, puede que estés esperando algo de los demás a cambio de tu amabilidad.

Por ejemplo:

  • Esperas acostarte con una chica pagando su parte en un restaurante y ofreciéndole regalos.
  • Esperas que trabajando aún más, finalmente tendrás un aumento de sueldo
  • Piensas que, sin alterar a la otra persona y anteponiendo tus necesidades, te van a apreciar y a amarte.
Eres demasiado amable con las mujeres y por estas 8 razones no ligas
Eres demasiado amable con las mujeres y por estas 8 razones no ligas

Los demás no son como tu

Al final, tras un poco de investigación, debes de darte cuenta de que esperas demasiado de los demás. Probablemente mucho más de lo que están dispuestos a darte. De verdad quieres hacerlo todo bien y siempre buscas complacer a todo el mundo. Pero las cosas nunca salen como a uno le gustaría.

Este comportamiento provoca una gran frustración y vas a terminar volviendo loco a todo el mundo. O incluso llegando a ser desagradable.

Mientras tanto, voy a ayudarte a hacer tu propio diagnóstico para que te pongas manos a la obra.

Aquí están 7 situaciones de la vida cotidiana que demuestran que eres demasiado amable con las mujeres. Cada una ilustra un problema en particular.

Si te reconoces en estos ejemplos, te propongo una solución y algunos ejercicios sencillos para despertar tu verdadera personalidad y silenciar ese buen tipo que hace que dejes de ser feliz y así construir la vida que sueñas y dejes de ser demasiado amable con las mujeres.

Estás pidiendo disculpas por cosas que no son culpa tuya

Estás tranquilamente caminando por la calle y alguien tropieza contigo. Podría ser porque estabas hablando con la persona que caminaba junto a ti, o porque estabas escribiendo un mensaje de texto o simplemente porque no estabas mirando hacia delante. Al final, eres tu quien se disculpa. Estoy seguro de que esto te ha sucedido. No es culpa tuya, pero te excusa, es como si reconocieras que has hecho algo malo. Te colocas como si fueras el culpable. Y si te sientes culpable, será realmente el culpable de la persona con la que te disculpas.

Esto es sólo un ejemplo, pero haz la prueba. Estate al tanto de todas las veces que te disculpas por nada. De todas las veces que te disculpas cuando no has hecho nada. Así que deja de disculparte siempre por las cosas que no puedes controlar.

Cuando era más joven, a mí que me pasaba que estaba todo el tiempo disculpándome. Entonces, un día me sorprendió verme a mí mismo disculpándome por haberme disculpado.

Algunas personas empiezan a hablar con un desconocido como con esta frase «siento molestarte,» incluso antes de decir «hola», asumiendo que importunan y que están pidiendo atención.

No te estoy diciendo que nunca debas disculparte. Sólo te estoy diciendo que si te disculpas a cada paso, es probable que sin duda te pierdas. El problema es esta situación: tienes miedo de enfrentarse a la otra persona.

La solución: acepta que no eres perfecto. Tú tienes tu forma de ser y esto no es malo.

Ejercicios:

  • Cuando te disculpes por algo, siempre pregúntate si la razón está realmente justificada.
  • Y sobre todo con las mujeres: ¿utilizas excusas para negar y evitar el conflicto? En pocas palabras, ¿te disculpas en lugar de asumir tus deseos y necesidades? Si este es el caso, trabaja sobre la mejor manera de hacerte valer. Así evitarás ser demasiado amable con las mujeres.
Eres demasiado amable con las mujeres y por estas 8 razones no ligas
Eres demasiado amable con las mujeres y por estas 8 razones no ligas

Atraes a todos los que se aprovechan

Eres la bondad personificada, lo llevas escrito en la cara. Y otras personas se están beneficiando. Eres demasiado bueno y no te atreves a mandar al carajo a los demás.

Es el caso, por ejemplo, cuando tienes mucha prisa y alguien te pide rellenar una encuesta que no tiene fin. No te atreves a decirle que llegas tarde o estás ocupado. Resultado: 20 minutos, que te llevó rellenar el cuestionario monótono y soporífero. Y al final, se trata de venderte algo.

Este es también el caso de cuando caminas por la calle y te enredan agradables voluntarios de Médicos del Mundo, Acción contra el Hambre, Greenpeace y todos los demás.

Cuando yo también era muy amable, fingía estar al teléfono tan pronto como los veía para estar seguro de que no me hicieran un abordaje. Esto ocurre cuando te sientes obligado a dar 50 centavos para deshacerte de un mendigo agresivo.

En resumen, te encuentras atrapado con todos aquellos que a otros no les cuesta evitar, y que eres incapaz de hacer tu solo. La situación es que no te atreves a decir que no.

La solución: ten auto confianza y aprende a hacerte valer

Ejercicios:

  • Recuerda que tu tiempo es valioso y que tienes que aprender a respetarlo. Ten en cuenta todo lo que tienes que hacer durante el día y modera las tensiones externas.

Todas las noches antes de acostarte, haz una lista de tus prioridades y tareas que son absolutamente necesarias para el día siguiente. Por una vez, vas tu primero. Una vez que hayas hecho todo lo que tenías que hacer, puedes elegir el dar tiempo para los demás.

El problema es que los demás no tienen las mismas prioridades que tú. Y cuando las pones delante de las tuyas, estás trabajando en las metas y sueños de otra persona. Es así de simple.

  • Haz un balance de tu vida profesional y personal y pregúntate si es plenamente satisfactoria. ¿Puede pedir un aumento de sueldo? ¿Estaría dispuesto a renunciar a algunas cosas? ¿Quieres construir tu propio negocio? ¿Has definido tus sueños y metas? Haz un balance de tu vida.
Eres demasiado amable con las mujeres y por estas 8 razones no ligas
Eres demasiado amable con las mujeres y por estas 8 razones no ligas

Eres un psiquiatra gratuito

Estás acostumbrado a escuchar a los demás que se quejan de sus vidas durante horas y horas. Ya sean sus familiares, compañeros de trabajo, amigos o incluso de sus mujeres.

Relaciones, trabajo, salud, dinero, queda todavía el buen amigo que conoce al dedillo las vidas de los demás. Y tú siempre estás ahí para levantarles la moral en los momentos difíciles.

Por contra, por tu parte, te sientes incómodo cuando te quejas de algo. De hecho, realmente no quieres molestar a los demás con tus problemas. Por lo tanto, los guardas para ti.

Nunca pides ayuda a nadie

Los demás están siempre pidiéndote ayuda. Por todo y por nada. ¿Ayudar a un colega para un asunto urgente? ¡No hay problema! ¿Ayudar a una amiga a mudarse este fin de semana? ¡No hay problema! ¿Ayudar a otra amiga a montar su sofá de Ikea? ¡No hay problema!

Por contra, por tu parte, ni siquiera piensas en llamar a alguien cuando lo necesitas. Dices que no va a molestar a la gente y que eres lo suficientemente grande como para hacerlo solo. ¿El resultado? Una dosis mayor de estrés.

Las situaciones problemáticas 3 y 4: pones las necesidades de los demás por delante de las tuyas.

La solución: auto-confianza y aprender a afirmarte y expresarte

Ejercicios:

  • Hay que ser agradable, así que empieza a ser amable contigo mismo.
  • La bondad es un regalo. Aprende a ser amable y olvida todas tus expectativas. Si tu bondad es una estrategia para ser amado, nunca te permitirá hacerte valer.

No eres bueno tomando decisiones

Ya sabes, todos esos pequeños momentos que enfurecen a las mujeres:

Ella: «¿Dónde quieres cenar esta noche?»

Tú: «No lo sé. Donde tú quieras».

¿Ves lo que quiero decir?

Lo único que quieres es hacerla feliz. En realidad, en lugar de hacerlo bien, la estás cagando. Ella te dirá que no sabes sus gustos y que no tienes opinión sobre nada. En resumen, que eres muy aburrido. Y eso te pasa por ser demasiado amable con las mujeres

A veces quiere hacer algo así pero tienes miedo de elegir algo que la pudiera contrariar. Por contra, por tu parte, estarías dispuesto a comer algo que no te gusta sobre todo para complacerla. Por encima de todo, te sentiría muy mal por la idea de decirle que no.

El problema: que has perdido el control de tu vida.

La solución: aprende a decidir.

Ejercicios:

  • Ejercer las decisiones que se toman todos los días te ayudará a construir la vida que deseas. Haz la promesa recuperar el poder. Deja de confiar tu suerte a la casualidad. Deja de dejarte de dejarte llevar por la corriente.
  • Comienza por tomar decisiones simples. Ten criterios. Eres muy capaz de saber lo que quieres comer esta noche o la película que deseas ver.
  • Un día tendrás que elegir un lugar para vivir, un trabajo para una vida, una mujer para compartir tu existencia o un médico para un tratamiento si tienes una enfermedad grave. Durante tu vida, tienes que tomar decisiones graves.
  • Tomar una decisión, es un poco cuestión de hábito. Cuanto más te entrenas, más fácil te será. Por lo tanto, empieza ahora mismo a tomar decisiones. No creas que las pequeñas decisiones tienen poco impacto. Va a ser un verdadero primer paso.

Eres demasiado amable con las mujeres y siempre terminas solo

Eres mucho más atento con las mujeres que la mayoría de los hombres, eres demasiado amable con las mujeres. Sin embargo, siempre terminan en los brazos de los chicos malos. Las mujeres siempre te dicen que eres un hombre bueno y amable. Que todas las mujeres sueñan con tener un hombre como tú. Todas, excepto la que tienes delante tuya.

Y sigues siendo desesperadamente solo.

En realidad, el problema es que eres demasiado agradable, que buscas siempre la aprobación de los demás y de las mujeres en particular.

A los demás les dices exactamente lo que piensas que quieren oír. A fuerza de entrar en los personajes para ser visto, ni siquiera saben quién eres. Y te preguntas si una mujer podría amarte si revelaras tu verdadera naturaleza.

El problema con esta situación: está necesitado y esto realmente no es atractivo.

La solución es convertirte en ti mismo y recordar que tú eres el precio, el trofeo.

Ejercicios:

  • Pregúntate si estás buscando la aprobación de una mujer. Si es así, pregúntate honestamente lo que sucedería si no estuvieras buscando más dicha aprobación. ¿Cómo podrías comportarte con ella?
  • Aprender a respetar tus normas y establecer límites para convertirte en el precio. Vuelve a leer este artículo sobre ser tú el premio.

Conclusión

Si te reconoces en varias de estas 6 situaciones de ser demasiado amable con las mujeres, es muy probable que seas demasiado agradable.

Ten en cuenta que nunca te voy a decir que te conviertas en un capullo. Pero hay una diferencia entre ser amable y ser demasiado amable con las mujeres.

Recuerda una cosa: sí que debes de ser un buen tipo, pero si todavía estás ansioso por no hacer daño a los demás y si estás buscando siempre la aprobación de los demás, incluidas las mujeres, es muy probable que pierdas la felicidad. Y a nadie le gusta la gente infeliz.

¿Por qué perderás tu felicidad? Porque a menudo tienes dificultad para expresar lo que piensas, lo que quieres o lo que se sientes para no herir a los demás. Entonces tiene un gran deseo de ser amado. Estás virtualmente dependiente a los ojos de los demás.

Es evidente que sufres de un problema de afirmación y en segundo lugar, eres dependiente. Necesitas a otra para existir. Una combinación explosiva que en última instancia puede conducirte a la frustración y que te hará miserable.

Por encima de todo, no cedas a la tentación de decir que la bondad no compensa y que tienes que llegar a ser desagradable. La bondad es una herramienta que te permitirá hacerte valer y ser respetado. A escuchar y comunicarte sin violencia.

Muchas personas tienen problemas para pronunciar «no». El que nunca dice «no» piensa que es generoso, comprensivo y de buenos modales debido a que el «no» tiene la reputación de ser maldecido, egoísta y primario. Ten cuidado de no caer en esta trampa. Hay momentos en que, mientras que dices «sí» a los demás, podemos decirnos «no» a nosotros mismos.

¿Te has reconocido en alguna de estas situaciones de ser demasiado amable con las mujeres? ¿Alguna vez te has sentido frustrado por alguno de estos motivos? ¿Conoces otras formas de hacerte valer y recuperar el control de tu vida? Puedes dejar más abajo tus comentarios.

Te puede interesar:

Cómo seducir y atraer a una mujer

Cómo ser un hombre atractivo y atraer a las mujeres

Lenguaje corporal masculino y seducción